Varsovia Polonia

La urbe de Varsovia tiene una historia parcialmente nueva. Su construcción comenzó a mediados del siglo XIII, donde en nuestros días se halla el Palacio Real. Se transforma en la capital del Ducado de Mazovia en mil cuatrocientos trece y en este año se comienza la construcción de sus murallas. En mil quinientos veintiseis se extingue la dinastía ducal mazoica y el rey S. I, el Viejo, anexa Varsovia al Reino de Polonia. En mil quinientos noventa y seis el rey S. III traslada la corte a Varsovia y en mil seiscientos once la transforma en capital de Polonia.

Es una urbe grande y desperdigada, con un casco viejo realmente bonito que te alienta a caminar y después a sentarse sobre una terraza para poder ver el trajín de las calles y gozar de la gastronomía polaca. A propósito, todo en Polonia es baratísimo.

En verano Varsovia es una celebración, hemos gozado de diferentes conciertos de jazz y música tradicional por las calles de la Urbe Vieja y asimismo de la Ciudad Nueva.

Es muy común en esta estación ver actuaciones teatrales, musicales y galería de arte al aire libre. La arquitectura gótica, renacentista, barroca y neoclásica de las construcciones, palacios y mansiones de Varsovia se puede querer por toda la ciudad.

varsovia polonia
varsovia polonia

La ciudad Vieja (Stare Miasto) es un lugar inusual. Fue construido a fines del siglo XIII alrededor del Castillo Real.

En la II Guerra Mundial fue completamente destruido por los nazis, en concreto en mil novecientos cuarenta y cuatro, más tarde la reconstruyeron con tal lealtad que en mil novecientos ochenta la Unesco la declaró Patrimonio de la Humanidad.

La Plaza del Mercado, fundada a fines del siglo XIII, es el punto culminante del pasado y presente de Varsovia y entre los lugares más pintorescos de la capital.

En el centro de la plaza se halla el monumento a la Sirena de Varsovia, entre las 3 esculturas de sirena que están por la urbe. Las otras se hallan en la ribera del río Vístula y cerca de la Calle Karowa.

Las puertas de la Barbacana son el paseo de paso del casco viejo a la Urbe Nueva.

Sus murallas de defensa fueron erigidas en mil quinientos cuarenta y ocho. La Barbacana, igual que la mayoría de Varsovia, fue destruida a lo largo de la II Guerra Mundial y reconstruida más tarde.

Varsovia Cerca de la Barbacana se hallan el monumento a Jan Kilinski, zapatero de profesión, entre los comandantes de la rebelión de Kosciuszko, y persona que ordenó el Alzamiento de Varsovia de mil setecientos noventa y cuatro.

En esta senda asimismo está y renombrado monumento al Pequeño Insurgente, estatua conmemorativa en honor a los pequeños soldados que lucharon y murieron a lo largo del Alzamiento de Varsovia de mil novecientos cuarenta y cuatro.

En la Urbe Vieja asimismo hemos pasado por el Castillo Real (siglo XV), Columna del Rey S. III (mil seiscientos cuarenta y cuatro), Basílica archicatedral de San J. Bautista Mártir (siglo XIV), Santuario de Nuestra Señora de G., Iglesia de San M., Canonjía, Museo Histórico de Varsovia, Museo de la Literatura Adam Mickienicz, Monumento a Jan Kiluiski, Monumento al Pequeño Insurgente, etcétera

Varsovia La Urbe Nueva (Nowe Miasto) está muy cerca de la Urbe Vieja. Comenzó a urbanizarse en el siglo XIV cuando pasó a ocupar el espacio entre la Urbe Vieja y el pueblo de Zakrocz.

En esta zona hemos visitado la Calle Freta, Iglesia del Espíritu Beato, Iglesia de San Jacinto, Museo Marie Curie, Plaza del Mercado de la Urbe Nueva, Iglesia de San C., Iglesia de la Muy santa Virgen M., Iglesia de la ciudad de San Francisco de Agarráis y los distintos palacios ubicados en esta zona.

Bastante más distanciado, mas no menos singular, está el Palacio de la Cultura y la Ciencia (Pkin) (mil novecientos cincuenta y dos), originalmente conocido como Palacio Iósif Stalin.

Es la edificación más alto de la urbe y entre los más altos de Polonia. Dispone de un mirador, de pago, que ofrece vistas privilegiadas de Varsovia.

Concluimos nuestro recorrido por la capital polaca paseando por el Distrito de Praga. Está ubicado del otro lado del río y es donde los artistas y estudiantes de la urbe han escogido como vivienda.

Fue muy apasionante por el hecho de que es un sitio genuino y donde aun se preservan, no en buen estado, muchos de las edificaciones, y unas partes de otros, de la II Guerra Mundial.

No puedo dejar de resaltar a 2 personajes ilustres de Varsovia: la física Marie Sklodowska, más famosa como Marie Curie, la primera persona a percibir 2 Premios Novel en diferentes especialidades (Física y Química), y Fryderyk Franciszek Chopin, unos de los músicos y pianistas más esenciales de la historia.

Cosas que ver en la ciudad: Urbe Vieja, Urbe Nueva, Columna del Rey S. III, Basílica archicatedral de San J. Bautista Mártir, Santuario de Nuestra Señora de G., Iglesia de San M., Canonjía, Plaza del Mercado, Monumento a la Sirena de Varsovia, Museo de Histórico de Varsovia, Museo de la Literatura Adam Mickienicz, La Barbacana, Muros de defensa, Monumento a Jan Kiluiski, Monumento al Pequeño Insurgente, Distrito de Praga, Plaza del Castillo, Calle Krakowskie Przedmiescie, Castillo Real, Monumento a la Resistencia, Senda Real, Gran Teatro Wielki, Parque Lazienki, Museo Nacional, Museo del Alzamiento, Museo Frederic Chopin, Museo Militar, Museo Plakatu, Cárcel de Pawiak, Palacio Wilanów.

Te Gustó lo que Viste? Compártelo con Tus Amigos en Facebook!



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *